Todo en Uno

Los Todo en Uno son pañales formados por una parte cobertora y otra absorbente, ambas cosidas la una a la otra de forma que no se pueden separar. El interior se fabrica con tejidos libres de sustancias químicas agresivas ya que se trata de la pieza que está en contacto directo con la piel de los bebés y además son muy absorbentes, capaces de aislar de la humedad. Esta parte puede ser de algodón, de “siempre seco”, un tejido muy similar al forro polar, u otros materiales de fibras naturales co...

Los Todo en Uno son pañales formados por una parte cobertora y otra absorbente, ambas cosidas la una a la otra de forma que no se pueden separar. El interior se fabrica con tejidos libres de sustancias químicas agresivas ya que se trata de la pieza que está en contacto directo con la piel de los bebés y además son muy absorbentes, capaces de aislar de la humedad. Esta parte puede ser de algodón, de “siempre seco”, un tejido muy similar al forro polar, u otros materiales de fibras naturales con gran capacidad de abosorción. Por lo general, el exterior es de poliuretano laminado (pul), un material muy resistente e impermeable y puede ser de colores lisos o estampados con diversos motivos o dibujos. Como ambas piezas son de material textil, el resultado es un pañal transpirable, de manera que el riesgo de irritaciones es menor si se compara con uno desechable convencional.

Los pañales Todo en Uno son muy fáciles de utilizar ya que a priori son los que más se parecen a los de usar y tirar. El hecho de que sean de una sola pieza hace que se utilicen de forma muy similar a cualquier desechable pero con la salvedad de que en vez de tirarlo, se lava. Son muy sencillos de poner y quitar, ya que cuentan con snaps plásticos, broches de presión o velcro muy suave para no dañar su sensible piel y además, o bien son evolutivos y disponen de diferentes posiciones para aumentar de tamaño según crece el niño, o están disponibles en diversas tallas para poder adaptarse perfectamente a su edad. Gracias a esto, pueden utilizarse desde que el niño es recién nacido, hasta que deja de necesitarlos. Además, suelen disponer de una banda elástica en la zona superior por la parte baja de la espalda del niño, para adaptarse a su talla. Interiormente pueden contar con un sistema anti-escapes en la zona de las ingles compuesto por unas pequeñas piezas de tela con elástico que se ajusta a las piernas, evitando fugas.

Debido a que cuando se cambia al bebé hay que echar el pañal a lavar, se hace necesario contar con más unidades que si se utilizan otros tipos. La gran ventaja es que no hace falta adquirir piezas aparte, salvo en el caso de utilizar forros, unas pequeñas toallitas de fibras naturales y biodegradables que se colocan sobre el absorbente para evitar que la suciedad de las deposiciones se quede impregnada en la tela.

En definitiva, estos pañales son muy recomendables para aquellos padres que buscan la comodidad que ofrecen los desechables, pero que a la vez buscan una alternativa ecológica y respetuosa con la piel del bebé.

Más

Hay 6 productos.

Mostrando 1 - 6 de 6 artículos
Mostrando 1 - 6 de 6 artículos